Estos días, los alumnos de cuarto de primaria aprendieron a reconocer las palabras agudas e identificar cuando llevan o no tilde, jugando. Fue una experiencia enriquecedora para el grupo y la profesora. Seguiremos jugando y aprendiendo cosas nuevas con una sonrisa y pasándolo bien  porque lo que se aprende jugando se recuerda siempre.